21 junio 2012

En pausa

En pausa.

Así quedan, de momento, mis harinitas.

Mi sobrepeso, mis 4 hernias de disco, mi maltratado hígado, el consejo de mi médico (bendita doctora) y otras razones que no vienen al caso han motivado mi alejamiento preventivo de la cocina. En fin, luchar contra las propias pasiones es un ejercicio de coraje y un sufrimiento que vale la pena. Seguro que sí.

Espero poder volver en breve y seguir compartiendo este amor por la cocina (en versión "panera" en este blog) con todos vosotros.

Recibid un afectuoso saludo.

3 comentarios:

  1. ¿Has leído mi oferta?
    ¿Qué te parece?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me lo estoy pensando... ¿lo del sueldo como era?

      Eliminar
  2. David eres más "grande" de cuanto se puede abarcar con la vista. No hay número para tu "talla". Estaré al loro el próximo dos de julio(cumpleaños de la iaia Masabel) y a todo lo que te diga tu querida doctora. Un abrazo muy fuerte y mucha suerte en todas las pruebas que han de hacerte.

    ResponderEliminar